Portfolio

Visita nuestro Blog de Arte

EL VIENTRE DEL ARQUITECTO

>> lunes, 3 de septiembre de 2012




Hay películas que delatan a quienes las realizan. Películas personales, cuidadas al detalle, donde nada se escapa al ojo de su director. Es el caso de las obras de Peter Greenoway, uno de los exponentes más claros de cine de autor. Su filosofía, siempre estética, tiende interesantes vínculos con el mundo de la cultura y la eleva a su estado más puro. Solo tratándola justamente podrá hablarse de ella. Y es aquí donde el espectador puede sentirse más confundido, sentir que no comprende el mundo del que habla Greenoway. Como todo artista que se precie, Greenoway ha ido construyendo su propio universo, sus propios códigos, su lenguaje personal. La “alta cultura”, por así decirlo, requiere de un conocimiento que el público debe aprehender si le interesa lo suficiente.
“El vientre del arquitecto” es un filme que nos habla de muchas cosas: De Boullée, de la política y su influencia en el arte italiano, del Eros y el Thanatos… pero también nos habla de la necesidad de mirar, de perderse contemplando imágenes como quien se deleita desentrañando el más mínimo detalle de un cuadro lleno de recovecos. Su formación estética no se escapa a toda esta acumulación de cuadros animados de influencia barroca: grandes bodegones y escenas pictóricas dignas de un Rembrandt o Caravaggio contemporáneos…
Greenoway mantiene sus obsesiones como iconos: Los banquetes frugales, los cuerpos desnudos, la muerte siempre presente.
Este film puede considerarse como una de sus piezas más perfectas.
Un arquitecto norteamericano viaja a Roma para preparar una exposición dedicada a Étienne-Louis Boullé. Este visionario francés coetáneo a la revolución francesa, propuso proyectos de edificación megalómanos que no llegaron a ser comprendidos hasta bien entrado el siglo XX. En cierta forma, el protagonista del filme se siente identificado con él. Ambos representan un éxito y un fracaso vitales. Éxito porque creen profundamente en sus ideales, y fracaso respecto a la incomprensión que sienten por parte de una sociedad mezquina. La belleza ideada por el hombre se contrapone a la propia degradación humana. El individuo se muestra como defectuoso por naturaleza, pero son precisamente estos defectos los que lo definen y humanizan a la vez. Lo mejor y lo peor de cada ser se ha visto obligado a convivir armoniosamente desde el principio de los tiempos. Desde los emperadores hasta los comisarios de arte. Así, se puede ser refinado y animal a la vez, casi necesariamente se debe ser así.
Si algo consigue Greenoway es hacer saltar por los aires todos los convencionalismos sociales para dejar ver lo que se esconde debajo. Las necesidades sexuales y alimenticias, los engaños o infidelidades, el miedo a la caducidad del cuerpo mortal… Todo esto no es más que un trasunto de las eternas preguntas que el hombre se ha formulado a lo largo de las diferentes épocas. Ciertamente inquietante, ciertamente universal.

5 comentarios:

LOOEPZ 3 de septiembre de 2012, 23:43  

¡GreenAWAY! ¡GreenAWAY...!

LOOEPZ 3 de septiembre de 2012, 23:47  

Este es otro autor del que siempre he querido ver más... pero solo he visto Prospero´s Book (Shakesperiano, te gustará). El vientre del arquitecto o El Ladrón, El Cocinero, Su mujer y su amante son títulos que querría haber visto hace tiempo!!!

nosoydali 4 de septiembre de 2012, 2:26  

A lo mejor no puedes ver el título porque no hay forma de ordenarlo... Yo creo que era "El cocinero, la amante... o "El ladrón, la amante, el cocinero... bueno ¡qué más da! jajaja

Poniboy 6 de septiembre de 2012, 12:30  

Confieso con cierto sentimiento de culpa que no he visto nada de Greenoway... Pero este verano he descubierto (suponía que a alguien se le tenía que haber ocurrido la idea) un videoclub online especializado en cine de autor y de calidad. Mañana mismo la alquilo porque, tal y como la pones, me has abierto el gusanillo!!! Por cierto, que por fin vi You´re the one, ya te contaré...

nosoydali 7 de septiembre de 2012, 4:32  

¡Jaja! Espero no defraudarte y que la disfrutes sacándole el partido que le saqué yo... la verdad es que es una película bastante enigmática de la que puedes extraer todas las conclusiones que quieras... está muy bien.

  © Blogger templates Romantico by Ourblogtemplates.com 2008

Back to TOP